¿Qué es la administración por objetivos APO?

D001.webp

Desde KPI vamos a contarte en qué consiste la administración por objetivos APO y por qué es tan relevante en las organizaciones. ¿Sabías que con esta estrategia es posible alcanzar una gestión efectiva en tu organización?

 

Los beneficios de implementar objetivos APO son muy variados y ofrecen aportes positivos a mediano y a largo plazo. Gestionar tu empresa con las mejores estrategias siempre supondrá una gran ventaja. Conoce todo sobre este método y lleva a tu organización a la cima. ¡Empecemos!

 

Definición de administración por objetivos APO

 

Iniciemos por explicar en qué consisten los objetivos APO. Se trata de una importante estrategia corporativa centrada en gestionar los objetivos del capital humano.

 

Uno de los métodos asociados con esta estrategia está en incentivar a los trabajadores para que alcancen metas de la empresa, percibiendo recompensas por sus esfuerzos.

 

Los incentivos pueden ser variados, desde bonificaciones financieras extras hasta reconocimientos profesionales.

 

Seguramente te preguntas, ¿De dónde viene esta estrategia empresarial? Fue desarrollada en 1950 en Estados Unidos y abarca objetivos pautados en diversas áreas corporativas.

 

Por ejemplo, con la administración de objetivos APO se pueden conseguir mejores estrategias para distintas áreas de la organización. Por ejemplo, en departamentos de finanzas, marketing, contabilidad, etc. Pero siempre enfocados hacia un objetivo más grande en beneficio de la organización.

Utiliza nuestro software de Objetivos & Metas

¿Cómo funciona esta estrategia corporativa?

 

La administración por objetivos APO se sustenta en tres factores importantes, los cuales destacaremos a continuación:

 

  • Inicio: en esta fase quedan establecidos los objetivos en donde se involucran a distintas áreas de la organización.

  • Seguimiento: mediante la aplicación de métodos de evaluación se valora el progreso de los objetivos pautados.

  • Evaluación: se examina de manera global el cumplimiento del proyecto, se analizan cuáles objetivos se han logrados y cuáles no. Es una fase ideal para identificar debilidades en la planificación y corregirlas.

 

Para establecer objetivos de esta clase es importante cuantificar las metas. Los objetivos APO no valoran las estimaciones, sino los estudios con previsiones acertadas.

¿Quieres recibir novedades de Objetivos & Metas?

Características de los objetivos APO

 

Antes de planificar los objetivos de la empresa mediante las estrategias APO es importante entender qué caracteriza a esta táctica.

 

Básicamente, los objetivos APO se fundamentan en los siguientes elementos:

 

1. Estrategia corporativa necesaria: antes de aplicar esta estrategia es fundamental que la organización cuente con una estrategia corporativa central. Ya que tanto las necesidades como las metas y objetivos deben centrarse en este aspecto. Gracias a esto los distintos niveles de la organización trabajan por un mismo fin.

2. Planificación en cascada: esto es necesario para poder asociar los diversos departamentos de la organización con los objetivos. Se toma en cuenta la jerarquía y las funciones de cada área para estimar la responsabilidad de cada área.

3. Busca la acción individual: esta estrategia busca que a través del trabajo individual se alcancen los objetivos propuestos. Aunque también valora el esfuerzo colectivo tiene como finalidad lograr que los trabajadores conserven su independencia.

4. Establece metas a mediano plazo: también logra trazar objetivos a corto plazo, siempre priorizando que las metas tengan concordancia con la estrategia corporativa.

5. Fomenta el liderazgo: logra que los gerentes y supervisores conformen equipos sólidos con otros trabajadores. Por lo que el área gerencial debe poner en práctica muchas de sus funciones incluida la toma de decisiones positivas para la superación de los objetivos.

6. Establece límites de tiempo: aunque está basado en un sistema dinámico la planificación debe ser rigurosa, por lo que se fijan fechas de cumplimiento de los objetivos.

7. Incentiva la retroalimentación: es importante que los supervisores generen retroalimentaciones positivas. Aunque es vital mantener el liderazgo, debe canalizarse bajo la empatía y el respeto. Con este tipo de estrategias se maneja muy bien este aspecto.

Ventajas de aplicar la administración por objetivos APO

 

La principal ventaja en cuanto a la administración por objetivos APO es que proporciona aportes tanto colectivos como individuales.

 

De ahí que organizaciones de diversos nichos se motiven de integrar este tipo de estrategias para alcanzar los resultados propuestos en la compañía.

 

Te presentamos los beneficios más destacados que tu organización puede obtener de este tipo de estrategia.

 

Incentiva mejoras en la planificación individual

 

Esta estrategia busca motivar a los trabajadores y éstos a su vez canalizan esfuerzos profesionales para alcanzar las metas propuestas.

 

Por lo tanto, buscan estructurar una planificación acorde a los retos corporativos. Lo cual deriva en mejoras en su rendimiento individual. Sobre todo, buscan aplicar medidas para tener una gestión oportuna del tiempo y de los recursos a disposición.

 

Los trabajadores querrán cumplir con los plazos de entrega de los objetivos, y trabajar en pro del alcance de los mismos. Lo cual suele conducir a una mejor gestión del talento humano.

 

Mejor uso de los recursos corporativos

 

Actualmente hay muchas herramientas que ayudan a tener una mejor gestión del tiempo porque simplifican procesos muy tediosos. Este tipo de recursos suelen ofrecer muchos beneficios a las compañías.

 

Lo mejor es que hay softwares enfocados a cumplir con objetivos de estrategias muy específicas. Un claro ejemplo de esto es nuestro software de Objetivos & Metas, capaz de canalizar la planificación, ejecución y análisis en cuanto a este enfoque.

 

Gracias a la aplicación de objetivos APO las organizaciones son más conscientes de los recursos técnicos y humanos que tienen a disposición. Así que usan los más útiles para el alcance de las metas, y sobre todo para superar retos.

 

Permite el alcance de la superación profesional

 

Los trabajadores cuando se sienten útiles y cuando aprecian cómo sus esfuerzos fueron clave en el alcance de un objetivo, aumentan su motivación. Pero sobre todo incrementan su crecimiento profesional.

 

Esto les ayuda a comprender que están en la capacidad de enfrentar diversos desafíos en la organización. Porque ya conocen su relación con los resultados y además saben que sus esfuerzos serán recompensados.

 

Resulta vital que las organizaciones incentiven al máximo a sus trabajadores a alcanzar su crecimiento profesional. Además, esto es clave al momento de evaluar el desempeño para asignar a un trabajador a un puesto con más áreas de responsabilidad.

 

Fomenta el aprendizaje activo entre trabajadores

 

A través del trabajo en equipo es posible aprender muchísimo tanto del área de desempeño de un trabajador como del área de sus compañeros. Y esto es importante en una cultura en donde se incentive al aprendizaje constante y variado.

 

Gracias al aprendizaje y a la experiencia se aumenta la confianza en la práctica profesional. Además, se incrementan las habilidades necesarias para ser más proactivos y para asumir los retos de una forma más profesional.

 

Asimismo, gracias al trabajo en equipo los trabajadores pueden exponer sus virtudes y sienten pertenencia dentro de la organización.

 

Mejora la comunicación entre trabajadores

 

Es indispensable que los grupos de trabajo se relacionen de forma respetuosa y que surjan retroalimentaciones positivas entre supervisores y trabajadores. Ya que esto permitirá que el equipo profesional sea más sólido y funcional.

 

La administración por objetivos APO ayuda a disipar conflictos internos en los grupos tanto porque permite la independencia como porque aumenta considerablemente la planificación.

 

Al estar todos los detalles ultimados se tienen unas directrices que ayudan a avanzar conforme al rol a las funciones de los trabajadores. Cuando todos son conscientes de las funciones que deben aplicar los malentendidos disminuyen y la comunicación mejora.

 

Logra una mejor gestión corporativa

 

Es necesario que las organizaciones de forma constante analicen el rendimiento general de la compañía. Ya que esto permite tomar decisiones más acertadas y ayuda a sumar esfuerzos en función de las metas ya establecidas.

 

Tener una dirección adecuada en donde se cuiden hasta los detalles más pequeños siempre es de beneficio en el manejo corporativo. Si se asientan estas bases los trabajadores también podrán dar lo mejor de sí mismos para alcanzar los propósitos.

 

Ayuda a mejorar la capacidad de liderazgo

 

Tener buenos líderes en una organización supone contar con el manejo oportuno de los equipos de trabajo. Específicamente la administración por objetivos APO ayuda a los supervisores y gerentes a identificar el rendimiento de los trabajadores.

 

Además, da paso a la gestión de ideas tanto de líderes como de los supervisores. Ya que todos se centran en alcanzar los objetivos y buscan aplicar métodos efectivos para el bien personal y el colectivo. Ya que todo esto es lo que conduce a alcanzar buenos resultados.

 

¿Merece la pena integrar objetivos APO en tu organización?

 

Al igual que sucede con muchas otras estrategias corporativas, es normal preguntarse si merece la pena aplicar objetivos APO.

Para ayudarte a decidir esto por cuenta propia te presentamos las siguientes razones que son clave en la integración de esta estrategia:

 

Conduce a una evolución constante

Las organizaciones que se manejan con objetivos APO no van a la deriva, sino que canalizan sus esfuerzos hacia propósitos específicos. Debido a esto, se aprecia una evolución constante. Además, la organización buscará superar desafíos de manera constante, lo cual conduce a estructurar nuevas metas para alcanzar la estrategia corporativa central.

 

Activación de los departamentos corporativos

 

Algunas organizaciones tienen un excelente rendimiento en unas áreas pero en otras el manejo es deplorable. Imagina que tu organización siempre supera los objetivos en el departamento de marketing, pero tiene debilidades en el área de producción.

 

¿Crees que una compañía con este rendimiento tendrá un progreso constante? Puede que le resulte bastante complicado. Pero con los objetivos APO se valora y se incentivan a los distintos departamentos corporativos a progresar y trabajar de la mejor forma.

 

Gracias a la integración de todos los elementos de la organización, las funciones establecidas entre los involucrados se cumplen a cabalidad. Y de existir alguna debilidad se procede a realizar la debida retroalimentación, pero siempre de forma puntual.

 

Permite la medición del desempeño laboral

Sin el buen cumplimiento del trabajo individual es difícil alcanzar los objetivos generales de una organización. Es por esto que las compañías deben medir el rendimiento y el desempeño laboral de sus trabajadores.

 

Con esta estrategia no se busca descalificar a los trabajadores, sino identificar las causas de su bajo rendimiento u ofrecerle nuevos retos si ha superado todas las expectativas.

 

En general, se busca que los colaboradores tengan todo lo necesario para mejorar su desempeño evitando que la organización se vea afectada por un mal rendimiento.

 

Los objetivos APO ayudan a identificar problemas en la planificación o incluso ayudan a identificar debilidades en la estructura de los diversos departamentos corporativos.

 

Es clave al fijar estrategias motivacionales

 

Lograr que los trabajadores estén motivados siempre es de gran ayuda en las organizaciones. Estudios han determinado que la desmotivación no solo afecta al trabajador de forma individual, sino que puede afectar al rendimiento profesional.

 

Si una compañía aprecia la desmotivación de sus trabajadores y no hace nada para controvertir este resultado, entonces apreciará rendimientos bajos y un escaso progreso corporativo.

 

Incluso podrá enfrentar desafíos como la fuga de talentos o la rotación de personal. De ahí que sea tan importante canalizar estrategias motivacionales, las cuales aportan ventajas individuales (a los colaboradores) y generales (a la organización).

banner_objetivos.png

¿Cómo aplicar objetivos APO correctamente?

 

¿Te interesa aplicar objetivos APO en tu organización? ¡Excelente! Es una estrategia que pone a disposición muchísimos beneficios y sobre todo que ayuda a las organizaciones a crecer y a evolucionar de manera constante.

 

Para poner en práctica esta estrategia te recomendamos seguir los siguientes pasos que enumeraremos a continuación.

 

1. Establece objetivos claros

 

Los objetivos establecidos deben tener concordancia con los valores y con la misión de la compañía. De hecho, parte de los principios de los objetivos APO es integrar el capital humano y asociarlo con la cultura organizacional.

 

A su vez, es necesario que al fijar las metas se tenga en consideración las funciones y el potencial de los trabajadores. Asimismo, conviene que las metas sean realistas. Te recomendamos aplicar objetivos SMART en tu organización.

 

2. Asigna pequeñas tareas

 

Es importante que las organizaciones asignen tareas pequeñas que estén orientadas a alcanzar objetivos más grandes. Y que a su vez, se asocien con la estrategia corporativa central.

 

Muchos trabajadores valoran este tipo de modalidades de trabajo en lugar de sentirse saturados de compromisos y obligaciones bastante rigurosas. Algo que siempre sucede cuando se comparte una lista de tareas muy complicadas y extensas.

 

Una compañía puede asumir retos complicados, pero si los divide en pequeñas funciones verá un progreso más activo.

 

Recuerda que para que la administración de objetivos por APO funcione es importante que los departamentos organizacionales estén en constante comunicación.

 

Actualmente hay muchísimos softwares de gestión y seguimiento de tareas corporativas. Es importante apoyarse en la tecnología para obtener un mejor resultado con respecto al cumplimiento de las metas y objetivos.

 

3. Evalúa y monitoriza los procesos de forma constante

 

Es necesario que se asigne a un comité de responsables encargados de evaluar que las funciones se estén cumpliendo dentro de los límites de tiempo establecidos.

 

Ya que de lo contrario no se podrán tomar decisiones a tiempo para mejorar el progreso del proyecto. Si no se corrige lo necesario hay una alta probabilidad de que no se alcancen buenos resultados y esto no es nada positivo.

 

Ten en cuenta que existen muchos sistemas diseñados para facilitar este proceso de evaluación y de seguimientos de los objetivos pequeños y de los propósitos más grandes.

 

4. Comparte feedback a los trabajadores

 

Es importante que los trabajadores reciban una retroalimentación o un feedback de parte de los supervisores. Si no se tienen buenos canales de comunicación difícilmente se podrán ajustar mejoras para que la planificación sea más acertada.

 

Lo primero es evaluar el progreso de las tareas para saber si el desempeño ha sido acorde con lo requerido para alcanzar la meta o si no se ha cumplido con lo necesario.

 

Y en base a esto los trabajadores deben saber lo que han hecho bien y aquellos factores que deben mejorar. Se trata de tener un balance entre crear un ambiente profesional ameno y poner en práctica la autoridad necesaria.

 

Te invitamos a conocer más sobre este tema en nuestro siguiente post; Retroalimentación positiva: ¿Qué hacer para obtener buen feedback por desempeño?

 

5. Evalúa los logros y analiza el desempeño

 

Se trata del último paso para establecer objetivos APO. Lo primero es que debes validar que en efecto los objetivos y metas propuestas hayan sido superados exitosamente. Y luego de tener certeza al respecto se debe medir el desempeño.

 

Es decir, lo siguiente sería comprobar si las acciones aplicadas fueron positivas o si fue necesario realizar algún cambio significativo en la planificación. Mediante esta estrategia tendrás una perspectiva amplia en cuanto al rendimiento de tus trabajadores.

 

Es decir, tienes que apreciar si en el progreso para cumplir con las metas fue necesario establecer mejoras o si ha sido necesario hacer un cambio radical en la planificación. Ya que esto te ofrecerá una visión general sobre el rendimiento de los colaboradores.

 

También podrás tener una estimación acerca del rendimiento de un departamento de la organización. Y en base a esto sabrás las áreas que deben mejorar para que en los siguientes objetivos se contrarresten las limitaciones.

 

En conclusión: ¿Son convenientes los objetivos APO?

 

Las organizaciones pueden adquirir importantes ventajas de este tipo de objetivos. Principalmente podrán lograr evolucionar y superar sus metas. Pero también tendrán mejoras a nivel de planificación y de rendimiento.

 

Finalmente, es una estrategia de mucha utilidad porque ayuda a reconocer las debilidades en pro de tomar las medidas necesarias para mejorar.

 

Equipo KPI!

contacto@kpiestudios.com