Guía completa de qué son los OKR

b014 que es okr.png

Desde KPI te contaremos qué son OKR y cuáles son sus aportes para la gestión organizacional.

 

Definir objetivos claros en una compañía no es una tarea sencilla. Y aunque algunos logran crear una planificación para alcanzar sus metas, es difícil mantenerse en esta dirección cuando hay mucho que atender en la organización.

 

Es por esto que conviene poner en marcha una estrategia corporativa que realmente sea útil al definir objetivos claros. Y es precisamente esto lo que nos ofrece el método OKR.

 

Si deseas que tu organización progrese en el cumplimiento de sus metas, te invitamos a seguir leyendo sobre esta estrategia.

 

¿Qué son OKR?

 

OKR son las siglas que componen lo siguiente; “Objectives and Key Results”. Lo que en español quiere decir “Objetivos y Resultados Clave”.

 

La metodología OKR parte del principio de lograr que los esfuerzos generados en una compañía tengan concordancia con el cumplimiento de los propósitos corporativos.

 

Esta herramienta estratégica es altamente funcional y sobre todo ayuda a minimizar errores en la gestión organizacional. De hecho, empresas como Google han puesto en práctica objetivos OKR y sin duda han tenido una gran retribución.

 

Una de las principales bases de esta metodología es saber establecer los objetivos de la empresa. Según esta estrategia los objetivos deben tener un gran significado dentro de la organización.

 

Es decir, este método no valora que se deleguen esfuerzos en propósitos poco sustanciales. Asimismo, los objetivos y metas tienen que ser objetivos. Además, deben tener un soporte o lineamientos sobre cómo avanzar hacia su realización.

¿Quieres recibir novedades de Objetivos & Metas?

Origen del método OKR

 

Ya hemos abordado qué son OKR en cuanto a los principios de esta estrategia. Pero es fundamental dar a conocer detalles sobre su creador y acerca de personas influyentes en el desarrollo del método.

 

  1. En el año 1971 surgió el desarrollo de los OKR, fue creado por Andy Grove uno de los co-fundadores de la prestigiosa compañía Intel.

  2. Esta metodología surge de la visión corporativa de Grove, quien veía mucho potencial en ir en concordancia con la innovación.

  3. A su vez, Grove conocía los retos a los que se enfrentan las compañías al fijar sus objetivos. Lo que deseamos alcanzar es más fácil de destacar, pero la ejecución aplicada es algo muy complicado. Por esto desarrolló los “Resultados Clave”.

  4. Parte de los principios de los OKR están apoyados en los objetivos de los MBOs (Management By Objectives) desarrollados por Peter Drucker. Por supuesto los objetivos y resultados clave fueron mejorados y diferenciados de esta otra estrategia.

  5. Una de las principales aplicaciones de los OKR de la historia fue llevada a cabo por John Doerr. Y esto fue nada más y nada menos que en Google, la prestigiosa compañía que lidera el mercado hoy en día.

 

Actualmente empresas como Google se benefician de la planificación con OKR. De hecho, se estima que esta compañía cada tres meses define objetivos bajo este método.

 

Por lo que esta estrategia ha sido clave para que la organización mantenga su innegable posicionamiento. ¿Tienes una idea sobre lo que el método OKR puede ofrecer en tu compañía?

 

¿En qué consiste la metodología OKR?

 

Hay unos lineamientos claros que demuestran en qué consiste el método OKR. Es de vital importancia comprender esto para saber cómo implementar correctamente dicho procedimiento en la compañía.

 

Objetivos

 

Cuando se definen los OKR valoramos dos factores principales, el primero son los objetivos. Estos propósitos están estrechamente ligados a la dirección que la organización pretende seguir.

 

Siendo así un gran apoyo en cuanto a los principios de la estrategia corporativa central. Otra gran característica con respecto a estos objetivos es que en las acciones para alcanzarlos deben ser involucrados trabajadores de distintas áreas.

 

De esta forma los trabajadores comprenden cuáles son los objetivos específicos y generales de la organización. Algo que se puede conocer con más detalle al aplicar una evaluación de desempeño.

 

Ejemplos de objetivos clave:

 

  • Escalar en las ventas: por ejemplo querer percibir un crecimiento del 25% en ventas en el próximo cuatrimestre. (Objetivo claro, alcanzable y proyectado en el tiempo).

  • Posicionarse como autoridad: aunque es un objetivo mucho más ambicioso sigue siendo claro. Además, involucrará a todos los trabajadores a esforzarse para cumplirlo.

  • Duplicar la audiencia digital: es un objetivo específico, razonable y que se puede alcanzar estableciendo una fecha máxima de finalización bastante prudente.

 

Resultados clave

 

Ahora que vimos cuáles son los objetivos bajo el método OKR y cuáles son los puntos clave que los definen, es importante abordar lo que significa el “Key Results”.

 

Los resultados clave lo que buscan es ayudarnos a establecer parámetros concisos para medir el progreso de los objetivos.

 

Una compañía puede proyectarse a posicionarse como una autoridad en su nicho de mercado. Pero, ¿En qué puede fijarse para saber si ha ido alcanzando o no resultados que lo conduzcan a lograr esto?

 

Precisamente por este tipo de dudas es que es de vital importancia trabajar en esta parte de la planificación.

 

A su vez, estos resultados actúan como objetivos más pequeños, siendo una composición de los propósitos grandes asociados a esta metodología. Para comprender esto de una mejor manera conviene analizar algunos ejemplos.

 

Veamos algunos ejemplos basándonos en los objetivos hipotéticos que destacamos antes.

 

Escalar las ventas un 25%

 

¿Qué podemos hacer para que nuestra organización sea escalable en ventas? No basta con aspirar crecer en número de ventas o de clientes, hay que trazar una planificación con acciones para lograrlo.

 

Podemos poner en práctica los siguientes KR:

 

  • Aumentar un 40% la cantidad de leads compartidos a los prospectos.

  • Disminuir el ciclo de venta para proporcionar rapidez en compras.

  • Trabajar en la creación de productos innovadores que atiendan la necesidad real del consumidor.

  • Llevar a cabo estrategias de venta enfocadas en función al área geográfica, ya sea por país o por localidad de una misma nación.

 

Posicionarse como autoridad

 

¿Qué acciones se pueden llevar a cabo para vencer a la competencia y posicionarse como una autoridad en el mercado?

 

Es un propósito muy ambicioso, lo ideal es dividirlo en pequeñas partes para poder medir los resultados conforme vayan siendo obtenidos. Y por supuesto, éstos deben tener concordancia con la meta central.

 

Veamos algunas acciones que se pueden llevar a cabo:

 

  • Alcanzar al menos 10 alianzas exitosas de co-marketing. Es importante que tu audiencia te valore como una compañía prospera asociada con otras organizaciones de gran aceptación en el mercado.

  • Duplicar tu lista de usuarios inscritos en newsletter. Es una estrategia bastante apropiada porque ayuda a difundir tus servicios, a medida que también comparte tu identidad comercial a una audiencia grande y posiblemente interesada en lo que ofreces.

  • Posicionarse en el primer resultado de Google con una palabra clave con geolocalización. Es decir, si eres una tienda especializada en vender sillas para oficinas en Valencia España, tus futuros clientes deben conseguirte precisamente con esta Keyword: “Sillas para oficinas en Valencia”.

 

Duplicar tu audiencia digital

 

Hoy en día las compañías saben que hay muchísimos beneficios en posicionarse en los principales motores de búsqueda de Google.

 

Y que duplicar la audiencia digital supone tener más chances de incrementar las ventas y que facilita la fidelización de clientes.

 

Pero, ¿Cómo podemos lograr que esta meta sí sea alcanzable? Es importante que asignes a un equipo de especialistas en el área si deseas obtener buenos resultados en menos tiempo.

 

Acá van algunas acciones que ayudarán a lograr este KR o resultado clave:

 

  • Aumentar al menos un 70% la velocidad de carga de tu sitio web. Ten en cuenta que este es un parámetro que Google toma en cuenta de cara al SEO. Si tienes una web site lenta o difícil de navegar difícilmente te posicionarás y perderás posibilidad de captar una mayor audiencia.

  • Disminuir un 50% la tasa de rebote de tu sitio web. La tasa de rebote es un porcentaje de visitas que ingresan a tu web pero que a los pocos segundos salen de la misma. Esto se da por varias causas, dentro de ellas problemas con el sitio, o por deficiencias en la rapidez del servidor.

  • Captar al menos un 20% de visitas de otras fuentes. Las redes sociales son clave para que los sitios webs tengan un mayor número de audiencia. Se pueden poner en marcha estrategias mediante difusión de vídeos o con post variados en Social Media, pero siempre persuadiendo al usuario para que visite tu web.

 

Tal como se puede apreciar, para que la metodología OKR tenga éxito es fundamental que se cuide la planificación tanto de los objetivos como de los resultados clave.

banner_objetivos.png

Característica de los objetivos y resultados clave

 

Tras abordar qué son OKR es importante que nos cuestionemos sobre cuáles son sus principales características.

 

Se trata de una metodología que tiene muchos puntos asociados tanto en la conformación de objetivos como en las acciones aplicadas para alcanzar los objetivos.

 

A continuación, algunos rasgos característicos sobre este método estratégico:

 

Tiene funciones evaluativas

 

No solo nos aporta unas directrices para que sepamos cómo establecer objetivos claros y acordes a la dinámica organizacional.

 

Pues también tiene un rol importante en la evaluación del proceso aplicado para alcanzar dichos objetivos. Este método valora las acciones llevadas a cabo y la forma en la que fueron gestionadas.

 

Por supuesto, progresivamente va evaluando el progreso de los objetivos y permite decidir si es conveniente ajustar algo en relación a la planificación establecida.

 

Los objetivos deben ser ambiciosos pero realistas

 

El método OKR valora que los objetivos sean lo suficientemente ambiciosos, pero prioriza que éstos sean realistas.

 

Es decir, podemos plantearnos tener una compañía con crecimiento multinacional. Y sin duda es una meta bastante ambiciosa. Pero, ¿Es alcanzable? Y de ser así, ¿En cuánto tiempo se puede lograr?

 

Definir objetivos claros y realistas es indispensable para que la empresa pueda tener un crecimiento y progreso medible. Por lo que los objetivos KR tienen que ser programados para cumplirse en un lapso determinado de tiempo.

 

Tener este nivel de planificación ayuda a sumar esfuerzos para alcanzar buenos resultados.

 

Los resultados clave deben ser medibles

 

Cuando valoramos qué son OKR algo que siempre resalta es que los objetivos tienen muchas características. Pues es esto lo que les permiten ser clasificados dentro de esta estrategia.

 

Para que los objetivos realmente sean acordes a este método los resultados obtenidos deben ser medidos. No basta con simples estimaciones sobre los progresos, debe haber números que contrasten esa información.

 

Debes tener en cuenta que en esta metodología los resultados se obtienen o no se obtienen, pero no hay puntos intermedios. Y es precisamente esto lo que ayuda a las organizaciones a replantearse mejores planificaciones.

Utiliza nuestro software de Objetivos & Metas

 

¿Cuáles son los beneficios de la metodología OKR?

 

¿Qué será eso tan especial que aprecio John Doerr con respecto a los objetivos OKR? Sin duda dicho método ha sido capaz de propulsar a grandes empresas a la cima. Y hace lo mismo con organizaciones más modestas o en crecimiento.

 

Si estás pensando en darle una oportunidad a este tipo de estrategia corporativa, te invitamos a prestar atención a las siguientes ventajas.

 

Está ligado a metas principales

 

Una organización no puede ser manejada sin una dirección acorde. Así que uno de los beneficios de poner en marcha la metodología OKR en tu compañía es que si no tenías una meta central, deberás trabajar en ella.

 

Para esto, es importante que tengas en cuenta cuál es la misión y visión de tu organización. ¿Deseas escalar hasta convertirte en una multinacional? ¿O solo deseas posicionarte en un área específica?

 

Reforzarás tu estrategia corporativa

 

Los objetivos generales de una compañía son mucho más grandes y se benefician de las acciones ejecutadas para alcanzar objetivos OKR.

 

Aunque los directivos pueden tener esto súper claro, ya que está asociado con su trabajo, puede que otros trabajadores no tengan conocimiento al respecto.

 

Y esto es de vital importancia si deseas que tus trabajadores tengan todo lo necesario para aumentar su rendimiento.

 

Recuerda que los objetivos y resultados clave involucran a todos los colaboradores de una organización. Y al estar ligados a la estrategia central de la compañía, éstos tendrán conocimientos al respecto.

 

Ayuda a dirigir los esfuerzos internos

 

Es importante que los trabajadores mantengan cierta independencia y que sean conscientes de esto. Pero también se necesita que sus esfuerzos internos sean productivos en conformidad con los objetivos que se pretenden alcanzar.

 

Por suerte, los objetivos y resultados claros ayudan a trazar una planificación en la cual los esfuerzos internos tengan sentido en la organización.

 

A su vez, tus colaboradores podrán sentirse más útiles y esto repercute de manera positiva en la motivación.

 

Un trabajador motivado será capaz de superar las expectativas en relación al rendimiento esperado y a la culminación de metas en menos tiempo.

 

Te invitamos a conocer otras medidas para proveer motivación en el siguiente contenido; Retroalimentación positiva: ¿Qué hacer para obtener buen feedback por desempeño?

 

Aumenta el desempeño individual y colectivo

 

Diversos estudios han podido demostrar que cuando una organización establece objetivos específicos pero ambiciosos o desafiantes, los resultados obtenidos son incluso mejores.

 

Debido a esto no es nada conveniente establecer objetivos poco realistas, ambiguos o incluso vagos. No solo son más difíciles de alcanzar y pueden suponer un fracaso para tu organización y para tu equipo.

 

Si no que además, no van a generar ningún aporte de valor en cuanto al rendimiento de tus colaboradores. Lo ideal en una compañía es mantener todo aquello que sume y que conduzca al progreso constante a nivel corporativo.

 

Incrementa el compromiso de tus trabajadores

 

Una empresa sin dirección da la impresión de esperar más bien poco de su equipo o de ser extremadamente conformes. Por supuesto, esto no ofrece beneficios sino todo lo contrario.

 

Pero, ¿Cómo se puede aumentar el compromiso de los trabajadores? Con el método OKR es posible captar más compromiso de parte de los diversos equipos de tu organización.

 

Es importante que en todos los niveles se transmita un mayor entusiasmo e incluso sentido de pertenencia, tanto con la compañía como lo que representa y pretende alcanzar en el tiempo.

 

Gracias a esto se logra la fidelización de trabajadores, y si se les aporta oportunidades de crecimiento profesional es posible reducir considerablemente el porcentaje de rotación laboral.

 

Concordancia entre los objetivos del equipo y los de la compañía

 

Cuando los grupos de trabajo tienen objetivos individuales contrarios a los de la compañía podríamos decir que algo va mal. Puede que los trabajadores no hayan conectado con la cultura organizacional de la empresa y esto da paso a ciertas desventajas.

 

Pero los objetivos y resultados claros tienen una particularidad, y es que buscan la utilidad de todos los que forman parte de la compañía. A su vez, busca el crecimiento profesional y el surgimiento dentro de la organización.

 

En conclusión: ¿Merece la pena integrar el método OKR?

 

Sin lugar a dudas conviene que compartamos la visión de grandes emprendedores como John Doerr o Andy Grove.

 

Y es que no podemos negar que estos eruditos empresarios lograron alcanzar metas muy ambiciosas. Y no solo por los beneficios económicos, sino por la innovación y capacidad de posicionamiento.

 

Si deseas esto para tu organización no dudes en poner en marcha una planificación bajo la metodología OKR. ¡Llegar a la cima es posible!

 

 

Equipo KPI!

contacto@kpiestudios.com