• KPI

TeleTrabajo: El desafío de la nueva era laboral, conoce la nueva Ley 21.220.

Hoy más que nunca la ciberseguridad, políticas de trabajo remoto y evaluación de desempeño de tus equipos de trabajo son la clave para poder seguir avanzando.


A más de un mes haber empezado esta, la que parece una trama digna de una película de acción, estamos todos preocupados por tomar las medidas necesarias para poder intentar “seguir funcionando” con normalidad dentro del caos. Y es que hoy más que nunca temas como ciberseguridad, políticas de trabajo remoto y evaluación de desempeño son la clave para poder seguir avanzando.

¿Cuánto tiempo más podrá durar esta crisis? Es difícil de determinar, pero más importante que eso, es prepararnos para esta nueva era laboral. En la que nos estamos dando cuenta que hoy el teletrabajo funciona y trae consigo un sin fin de beneficios, desde un posible ahorro en espacios de oficina si se establece como practica permanente, en donde las empresas podrán reducir sus espacios para fomentar trabajos más colaborativos y creativos eliminando los puestos de trabajo individuales y fijos, y entregando flexibilidad en los horarios y lugares de trabajo de sus empleados. Hasta la percepción de contar con más tiempo durante el día para estar con la familia o tener tiempo para uno mismo y de un incremento salarial a final de mes, al eliminar los tiempos y costos de traslados.

Pero por supuesto, esto significa un esfuerzo enorme por parte de las empresas que deben, además de garantizar las herramientas para que cada uno de sus trabajadores pueda llevar a cabo el teletrabajo, generar objetivos claros y medibles para que sus equipos de trabajo funcionen en base a incentivos concretos y medibles para desarrollar sus labores diarias o mensuales con la libertad que el teletrabajo exige, mal que mal no es posible contar con un jefe controlador que a cada hora compruebe que sus empleados estén conectados o ¿si?, por suerte no. Necesitamos lideres empoderados que promuevan la pasión y compromiso de sus equipos, que generen la motivación y seguridad necesaria para que todo siga funcionando igual o mejor que antes.

Según una encuesta realizada por Randstad, el teletrabajo en Chile aumentó solo en una semana un 72%. Rápidamente muchas empresas pusieron en marcha la logística que significa el teletrabajo, incluyendo la implementación de la seguridad informática en los sistemas conectados de cloud computing, sea cuál sea la aplicación seleccionada, los permisos y accesos de las compañías a sus trabajadores quedaron liberadas para el uso remoto, por ejemplo.

Pero además, nuestros diputados aprobaron después de casi 2 años de tramitación, el proyecto de Ley Número 21.220 incorporando un nuevo Capítulo IX en el Título II del Libro I que regula el trabajo a distancia y el teletrabajo, el cuál comenzará a regir el 1 de abril.

Esta nueva iniciativa legal, permite que los colaboradores puedan pactar libremente su jornada de trabajo, siempre y cuando sus funciones lo permitan y ambas partes estén de acuerdo, suscribiendo un nuevo contrato o anexo, que puede revocarse con 30 días de anticipación si el trabajador decide volver a su antigua jornada. Además de mantener el derecho a acceder a las instalaciones de la empresa y poder participar de las actividades que esta organice.

Esta nueva Ley incluye:


1.-Lugar de trabajo: debe ser determinado en conjunto.

2.-Equipos y herramientas de trabajo: deben ser entregados por el empleador, el colaborador no puede ser obligado a usar sus propios elementos. Por lo que los costos de operación, funcionamiento, mantenimiento y reparación de equipos deberán ser financiados por el empleador.

3.-Horarios: Se deben respetar los límites máximos de la hornada laboral diaria y semanales, permitiendo que ambas partes puedan acordar la combinación de tiempos dentro y fuera de las instalaciones, o la distribución libre de la jornada.

Ya sea la modalidad de distribución libre del horario o los teletrabajadores, pueden desconectarse por 12 horas seguidas por cada 24 horas, sin recibir solicitudes o indicaciones. Respetándose también en días de descanso, permisos o vacaciones

4.-Mecanismos de registro: Es de responsabilidad del empleador implementar un mecanismo para registrar el cumplimiento de las jornadas labores a distancia o teletrabajo.

5.-Seguridad: El empleador puede solicitar al instituto de seguridad laboral que vaya al domicilio del trabajador con su autorización para informar si el puesto de trabajo cumple con las condiciones de seguridad reguladas por el reglamento de seguridad laboral.

Después de los 15 días siguientes del acuerdo de la nueva modalidad, el empleador deberá registrar el anexo de manera electrónica en la Dirección del trabajo. Esta enviará una copia a la Superintendencia de Seguridad Social y al organismo administrador del seguro de la ley N° 16.744 al que se encuentre adherida empresa.

De esta misma forma, la Ley otorga un plazo de tres meses, contados desde el 1° de abril de 2020, para ajustar los contratos de trabajo de los trabajadores que, a la fecha de entrada en vigencia de la ley, se encuentran prestando servicios a distancia o teletrabajo.

Esperamos que esta información pueda ser útil para ir adaptándonos a todos los cambios a los que nos hemos ido enfrentando en los últimos 8 meses.


Claudia Aspe, Jefa Comercial, KPI Estudios.

www.kpiestudios.com

https://www.linkedin.com/kpiestudios

Si leíste este artículo también puede interesarte:

  1. Trabajo en equipo durante el teletrabajo: 4 tips para promover la colaboración dentro de tu equipo.

  2. Liderazgo: ¿ qué estilo es el mejor para aplicar con equipos en teletrabajo?

  3. La transformación digital en época de crisis

Nuevo Logo KPI-03.png

Copyright © KPI Estudios 2020. Todos los derechos reservados.

Eliodoro Yañez 2972 of 806, Providencia, Santiago, Chile.  

contacto@kpiestudios.com